Movida de judo geoeconómico de Putin le viró la tortilla financiera a Occidente

Escrito por Andrew Korybko via OneWorld


En lugar de que la economía rusa se acerque al colapso, es ahora la de Occidente, liderada por Estados Unidos, la que debe enfrentarse a este sorprendente escenario, y todo por los acontecimientos que la propia América decidió poner en marcha.

Fiel a la forma como maestro de judo que es, el presidente Putin acaba de virarle la tortilla financiera a Occidente con su última medida geoeconómica, declarando que el pago de las exportaciones de gas a los nuevos países no amigos sólo puede hacerse en rublos. No es casualidad que el dólar cayera un 8,3% frente al rublo justo después, ya que los observadores del mercado temen, con razón, que Occidente esté al borde de un gran colapso económico del que el presidente estadounidense, Joe Biden, culpa falsamente al líder ruso. La UE se ve ahora obligada a reforzar la moneda rusa, que ya estaba en declive, o a cortar por completo sus importaciones de la gran potencia euroasiática y arriesgarse a que los precios suban hasta $4,000 por cada 1,000 metros cúbicos de gas.

Cualquiera de los dos resultados es beneficioso para Rusia: su moneda se estabilizará o el euro empezará a desplomarse con la misma rapidez, si no más, y así amortiguará comparativamente el propio desplome del rublo. La declaración del presidente Putin se produce estratégicamente justo antes de la visita de Biden al bloque, donde asistirá a las cumbres de la OTAN, el G7 y el Consejo Europeo, antes de realizar una visita a la principal vanguardia antirrusa de su país en la actualidad, Polonia. Ese aspirante a ser el líder de Europa Central y Oriental (ECE) también está a punto de chocar con sus aliados ideológicos conservadores-nacionalistas de Hungría por la exigencia de Varsovia de que toda Europa siga inmediatamente su recién promulgada política de “desrusianización” de cortar todos los lazos con Rusia.

El Occidente liderado por EEUU pensó ingenuamente que sus sanciones sin precedentes y planificadas contra Rusia tras la operación militar especial en curso en Ucrania, que fue provocada para comenzar después de que Estados Unidos se negara a respetar sus propuestas de garantía de seguridad, aplastarían la economía de ese país, coaccionándolo así a hacer concesiones unilaterales que equivaldrían esencialmente a sacrificar la integridad de sus líneas rojas de seguridad nacional en Ucrania en particular y en Europa en general. La movida judo geoeconómico del presidente Putin acaba de demostrar que se trataba de una predicción completamente equivocada que ahora se ha convertido en algo totalmente contraproducente para las economías occidentales, especialmente la europea.

En lugar de que la economía rusa se acerque al colapso, ahora es el Occidente liderado por Estados Unidos el que debe enfrentarse a este sorprendente escenario, y todo por los acontecimientos que la propia América decidió poner en marcha. Si la segunda posibilidad futura mencionada llega a suceder, entonces el colapso económico de Rusia ni siquiera sería tan malo, ya que el resto del mundo, con la probable excepción de China, se hundiría con él, colocando así a casi todo el mundo en la misma situación y haciendo que el propio declive económico de Moscú sea comparativamente menos doloroso. En cuanto a eso, a pesar de que su moneda se haya hundido, Rusia ya es en gran medida autosuficiente con la mayoría de los bienes y servicios básicos, especialmente los productos agrícolas, por lo que se las arreglará pase lo que pase.

Todo lo mencionado hasta ahora es ya muy oscuro, pero lo peor podría estar por llegar si la crisis de los precios de los alimentos que el presidente francés Macron espera para dentro de varios meses también acaba materializándose. Esto podría suceder perfectamente debido a que las exportaciones agrícolas de Rusia y Ucrania de lo que se ha descrito cariñosamente como una de las canastas de pan del mundo se ven afectadas negativamente por el conflicto en curso y las restricciones económicas impuestas contra Moscú. Además, las sanciones por occidentales lideradas por Estados Unidos contra Rusia y su aliado bielorruso significan que ninguna de las dos potencias de fosfatos podrá suministrar fertilizantes a muchos de sus socios, lo que aumentará aún más el precio de los alimentos básicos y posiblemente también reducirá la producción.

Esto no sólo podría llevar a que literalmente millones de personas en el ya empobrecido Sur Global mueran por la escasez de alimentos, como advirtió el presidente Putin durante la “Reunión sobre el apoyo socioeconómico a las regiones” de la semana pasada, sino que también podría desencadenar profundos cambios políticos dentro del Occidente liderado por Estados Unidos, debido a que los “Billón dorado” no están acostumbrados a luchas tan básicas como la de poder permitirse alimentos y energía. Los Estados Unidos y sus vasallos europeos ya han experimentado disturbios a gran escala debido a que muchos de sus habitantes creen que ciertas restricciones relacionadas con el COVID no estaban realmente relacionadas con la promoción de la seguridad epidemiológica, sino que fueron impuestas por razones políticas interesadas por su élite.

Estas redes de protesta preexistentes pueden activarse muy fácilmente una vez más en pos de la necesidad mucho más urgente de asegurar que la gente promedio reciba los alimentos y la energía básicos, los cuales podrían ya no estar garantizados considerando las crisis interconectadas que acabamos de explicar y que fueron ambas catalizadas por la respuesta del Occidente liderado por Estados Unidos a la misma operación especial rusa que ellos mismos provocaron. En el caso extremadamente desafortunado de que algo de esto ocurra, entonces Rusia podría pasar de ser un supuesto “paria” a un paraíso, ya que tiene suficientes alimentos y energía para satisfacer las necesidades de su propio pueblo, lo que sería la última jugada de judo geoestratégico si ocurre.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

Create your website with WordPress.com
Get started
%d bloggers like this: