Varias Observaciones Sobre el Triunfo Socialista en Bolivia

Escrito por Andrew Korybko via OneWorld

Todos los informes indican que el candidato del Movimiento al Socialismo (MAS), Luis Arce, derrotó a sus oponentes en las primeras elecciones presidenciales de Bolivia desde el golpe de Estado del año pasado contra el ex presidente Morales, de lo cuales se pueden extraer varias observaciones significativas sobre el motivo de este acontecimiento y lo que significa para el futuro del país.

El triunfo socialista de Bolivia

Las consecuencias políticas del golpe de Estado del año pasado contra el ex presidente boliviano Morales han sido invertidas tras los informes de que el candidato de su partido, el Movimiento al Socialismo (MAS), Luis Arce, derrotó a sus oponentes en las primeras elecciones desde ese exitoso cambio de régimen. Se pueden hacer varias observaciones sobre el estallido socialista del país, tanto en lo que respecta a las razones por las que se produjo este hecho como a lo que significa para el futuro del país. Lo que sigue es una lista de puntos resumidos acompañada de una explicación concisa de su significado. El propósito es comprender mejor esta inversión democrática del cambio de régimen pro-estadounidense en Bolivia con la esperanza de que pueda inspirar éxitos similares en otros lugares del mundo:

* Por sorprendente que parezca, las elecciones fueron libres y justas:

Arce no podría haber ganado si las elecciones no hubieran sido libres y justas, lo cual es sorprendente ya que muchos observadores predijeron que las autoridades golpistas defraudarían el voto para mantenerse en el poder. Esto plantea preguntas sobre por qué no lo hicieron, lo que lleva el análisis a su siguiente punto.

* Defraudar el voto podría haber desencadenado una guerra civil:

El pueblo boliviano se levantó brevemente contra las autoridades golpistas, pero se vio salvajemente obligado a someterse, ya que carecía de los medios militares para revertir con éxito el cambio de régimen por la fuerza. Sin embargo, tuvieron el tiempo necesario para prepararse para reaccionar ante unas elecciones fraudulentas que podrían haber desembocado en una guerra civil.

* Los militares bolivianos no son tan fuertes como pensaban sus partidarios:

La historia de América Latina está llena de ejemplos de militares apoyados por EEUU que se aferran al poder durante décadas, pero en el caso boliviano estos parecían no estar preparados para el escenario de guerra civil que podría haberse desencadenado si hubieran defraudado el voto. No está claro por qué, pero es una observación curiosa a considerar.

* La amenaza de revueltas pacíficas fue un eficaz elemento disuasorio contra el fraude:

Hay que admitir que se especuló un poco con que los militares no confiaban en su capacidad para responder adecuadamente a las huelgas nacionales, las desaceleraciones y otras revueltas pacíficas de este tipo que podrían haber estallado en todo el país si defraudaban el voto. Esto testifica cuán efectiva puede ser incluso la amenaza de tales tácticas.

* Los antisocialistas no lograron unierse detrás de un solo candidato:

Los intereses oligárquicos en el bando antisocialista fueron responsables de que sus fuerzas no se unieran detrás de un único candidato. Si lo hubieran hecho, la elección podría haber pasado a una segunda ronda, tras la cual podrían haber defraudado el voto de una manera aparentemente más “creíble” si estuvieran lo suficientemente desesperados.

* El golpe de 2019 fue realmente contra la voluntad del pueblo:

La mayoría del pueblo boliviano estaba en contra del golpe de 2019, como lo demuestra el simple hecho de haber votado tan abrumadoramente en apoyo del candidato preferido del Presidente Morales. Es posible que las autoridades golpistas hayan subestimado el sentimiento popular pro-socialista cuando optaron por celebrar elecciones verdaderamente libres y justas.

* Morales presidió un milagro económico:

El ex presidente Morales fue tan popular porque su modelo de socialismo financiado con recursos le permitió presidir un milagro económico que mejoró enormemente el nivel de vida de la mayoría de sus compatriotas. Mucha gente en todo el mundo vota en base a cuestiones económicas, y el socialismo del MAS tiene un apoyo genuino.

* El temor de los medios de comunicación sobre el socialismo no es sincero:

Muchos medios de comunicación dominantes temen el socialismo al presentarlo como el camino hacia la destrucción de un país, pero los estados cuyas economías se han derrumbado, como el de Venezuela, han sufrido a causa de la intromisión externa, no por defectos sistémicos. Lo mismo ocurre con Bolivia, que debería hacer que los observadores reconsideren sus puntos de vista.

* Bolivia debería prepararse para otra contrarrevolución:

Es extremadamente improbable que los antisocialistas acepten pacíficamente el regreso de su país al socialismo, de ahí que Bolivia deba prepararse para otra contrarrevolución. Puede que no conduzca a un golpe de Estado o a la violencia, pero hay otros medios, como el separatismo regional respaldado por los oligarcas, que podrían impedir su futuro socialista unido.

* La respuesta de los EE.UU. es incierta ya que este es un territorio inexplorado:

Hasta donde sabe el autor, esta podría ser la primera vez que un golpe de estado respaldado por los Estados Unidos en América Latina se revierte democráticamente un año después de su éxito inicial. Por lo tanto, este es un territorio inexplorado y no está claro cómo responderá Washington a este inesperado revés. Podría ser pragmático, o también podría ser problemático.

——————–

La reversión democrática de la operación de cambio de régimen del año pasado en Bolivia, apoyada por los Estados Unidos, es un momento trascendental para América del Sur, el hemisferio occidental en su conjunto, e incluso para todo el “Sur Global”, si realmente se piensa en ello. No todas las lecciones que pueden aprenderse de esta experiencia pueden aplicarse a otras situaciones relacionadas, pero es de esperar que la perspicacia pueda inspirar soluciones creativas para repetir este éxito en otros lugares. No hay garantía de que el retorno de Bolivia al socialismo sea pacífico o suave, pero al menos por ahora, su pueblo y sus partidarios en el extranjero pueden celebrar una victoria inesperada contra los Estados Unidos que le dejo a Trump una nariz sangrante en el frente de la política exterior sólo dos semanas antes de que se presente a la reelección.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: