Las Noticias Falsas Sobre Irán y Los Talibanes Pretenden Lograr Tres Objetivos Estratégicos

Escrito por Andrew Korybko via OneWorld

El informe de la CNN a principios de semana alegando que Irán pagó recompensas a los talibanes para matar a tropas estadounidenses tiene como objetivo reforzar la narrativa de que Teherán apoya a “terroristas”, presentando al país como un obstáculo para la paz en Afganistán y, por último, provocar presión adicional con sanciones multilaterales.

¡Si Al Principio No Lo Consigues, Inténtalo E Inténtalo de Nuevo!

Al igual que las noticias falsas del New York Times de principios de verano sobre el supuesto pago de recompensas por parte de Rusia a los talibanes para matar a tropas estadounidenses, la más reciente variante de esta narrativa de CNN sobre Irán supuestamente haciendo lo mismo también debe ser recibida con escepticismo.

La República Islámica es objetivo de este particular ataque de guerra de información después de que el anterior intento no haya resonado con nadie más que con aquellos que ya están predispuestos a desconfiar de Rusia y sospechar de todo tipo de juego sucio en todo el mundo.

Rusia no tiene una historia de apoyar a los grupos islámicos, pero Irán sí, por lo que se pensó que esta historia seria más creíble en una segunda vez si se cambiaba a la gran potencia euroasiática por la República Islámica como “el malo” en la narrativa. Irán predeciblemente negó las afirmaciones, y la intuición del autor es que está diciendo la verdad ya que los talibanes siempre están ansiosos por matar americanos sin ningún incentivo externo para hacerlo. Sin embargo, independientemente de la veracidad de este último informe, al hacer público su contenido se pretendía alcanzar tres objetivos estratégicos.

1. Reforzar Narrativa De Que Irán Apoya “Terroristas”

La narrativa de los EEUU, “Israel” y el CCG (colectivamente denominados “Cerbero“) es que todas las organizaciones extranjeras apoyadas por Irán, tanto abiertamente como Hezbollah y especulativamente como los Ansarullah y los talibanes, son “terroristas”. En este contexto, no es importante si merecen esa etiqueta (el autor sostiene que ninguna de ellas lo merece y, sin embargo, acepta la designación oficial de los talibanes por parte de las Naciones Unidas, Rusia y otros países individuales), ya que lo importante es presentar a Irán como un “patrocinador mundial del terrorismo”. Dado que los talibanes tienen una terrible reputación en el extranjero a pesar de que hoy en día muchos países están comprometiéndose diplomáticamente con dicha organización por razones pragmáticas relacionadas con el avance del proceso de paz afgano, hay suficientes insinuaciones entre muchos actores (sobre todo en Occidente y partes de Oriente Medio) para creer que la historia de CNN podría ser realmente cierta. Incluso si no la creen como tal, uno de los puntos centrales de darle publicidad a los detalles de esta historia. como se ha hecho, es precondicionarlos subconscientemente para que finalmente la acepten al repetir esta narrativa hasta que más de ellos finalmente la crean.

2. Presentar A Irán Como Un Obstáculo Para La Paz En Afganistán

Paralelamente con reforzar la narrativa de que Irán apoya a “terroristas”, esta última historia pretende presentar al país como un obstáculo para la paz afgana, tal como lo hacen ver cuando se trata de la paz en el Medio Oriente frente a sus conflictos con “Israel” y el CCG. El proceso de paz afgano avanza lenta pero seguramente a pesar de varios retrasos, el más reciente de los cuales es Kabul, una vez más, echándose para atrás sobre cumplir el prerequisito de liberar primero a un número significativo de combatientes talibanes para alcanzar un trato, pero los observadores aun siguen esperanzados de que con el tiempo se logren algunos progresos. Como se ha aprendido en el curso de este conflicto durante casi las dos últimas décadas, es mucho más fácil hablar de paz en Afganistán que hacer progresos tangibles en ella, así que en el caso de que el proceso se tambalee una vez más, entonces los EEUU podrían estar tratando de poner a Irán como chivo expiatorio. No importa si esto es realmente así o no, sino sólo que sea aceptado (incluso con cautela) por la comunidad internacional en general.

3. Sanciones Multilaterales Inmediatas Presionarían a Irán

Los Estados Unidos están tratando en vano de convencer a la comunidad internacional de que imponga las llamadas “sanciones snapback” a Irán en relación con el acuerdo nuclear de 2015 del que EEUU se retiró voluntariamente hace dos años. Es prácticamente imposible que tenga éxito en este sentido por ningún medio legal, pero lo que sí puede hacer es conformar una narrativa complementaria para “justificar” su reimposición unilateral de dichas restricciones económicas extremas y la consiguiente amenaza de imponer “sanciones secundarias” a todos los que las violen como está haciendo actualmente con sus actuales sanciones. Al desviar la atención de lo que los EEUU afirman que son las violaciones de este acuerdo por parte del Irán, hasta su presunto apoyo a “terroristas” en el “Gran Oriente Medio” (un término estadounidense que incluye al Afganistán) podría tener como intencion dar a los EEUU un pretexto comparativamente más “plausible” para esta última agresión asimétrica contra uno de sus principales rivales. Sobre esa base, los EEUU podrían obtener mucho más apoyo multilateral para esas medidas que si se limitasen a su narrativa que el Irán violó justamente el mismo acuerdo del que los EEUU se habían ya retirado.

Pensamientos Finales

No es una coincidencia que CNN publicara su historia sobre Irán y los talibanes sólo unos días después de que el Consejo de Seguridad de la ONU rechazó rotundamente la moción de los EEUU de imponer “sanciones snapback” a Irán. Obviamente se esperaba que esto sucediera, de ahí que Washington tuviera un plan b listo para implementar en ese escenario, ergo la variación de sus anteriores afirmaciones este verano acerca de que Rusia supuestamente era la que pagaba recompensas a los talibanes por matar a tropas estadounidenses.

La verdad sea dicha, los EEUU debieron de haber optado por utilizar la variante iraní de esta historia desde el principio, ya que siempre fue comparativamente más creíble para un público más amplio que acusar a Rusia de esto, aunque podría decirse que había otros intereses en juego, como ya explicó el autor en su análisis hipervinculado al principio de este artículo sobre por qué el “estado profundo” americano eligió hacer de Moscú el “malo” original. Incluso en el caso de que muy pocos crean la última historia sobre Irán como lo hicieron con la de Rusia, los Estados Unidos probablemente buscará instrumentalizar estas acusaciones para avanzar en sus objetivos estratégicos.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: